Estados Unidos registró 4.470 muertes por coronavirus en las últimas 24 horas

Estados Unidos registró un nuevo récord diario de muertes por coronavirus al sumar 4.470 en las últimas 24 horas, informó hoy la Universidad Johns Hopkins.

Se trata de la segunda vez que el país más afectado por la pandemia supera las 4.000 muertes en un día desde el 7 de enero, cuando registró 4.194.

Antes de este récord, Estados Unidos había promediado las 3.200 muertes diarias en los últimos siete días, según la base de datos de la universidad del país norteamericano.

Durante la semana pasada, se informó un promedio de 248.650 nuevas infecciones por Covid-19 cada día.

El aumento masivo de los contagios está impulsado por los traslados por vacaciones y las reuniones sociales que se están celebrando pese a las recomendaciones de los expertos.

"Esto es lo que temíamos: la gente baja la guardia en Navidad y Año Nuevo", dijo el gobernador de Nueva Jersey, Phil Murphy.

Después de que la campaña de inmunización registrara serios retrasos, el Gobierno anunció ayer que comenzará a aplicar primeras dosis de vacunas contra el coronavirus que estaban reservadas como segundas dosis, para alcanzar a más personas.

Más de 9 millones de personas ya recibieron su primera dosis de la vacuna y se han distribuido más de 27 millones, según informaron los Centros para el Control y la prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC), citados por la cadena CNN.

El Gobierno federal estuvo reteniendo aproximadamente la mitad de las dosis disponibles de los fabricantes de vacunas Moderna y Pfizer para asegurarse de que todos los que reciben una primera dosis reciban la segunda a tiempo.

Las dosis de la vacuna Pfizer deben espaciarse con 21 días de diferencia, y las dosis de Moderna deben tener una diferencia de 28 días.

Además de liberar las dosis reservadas de inmediato, el Gobierno anunció que las vacunas se distribuirán a los estados según las jurisdicciones que estén recibiendo la mayor cantidad de dosis y donde vivan la mayor cantidad de adultos mayores.

Entretanto, los CDC anunciaron que ante el creciente número de infecciones se le pedirá a los viajeros que lleguen al país que presenten un test negativo de coronavirus.

Esta orden entrará en vigor el 26 de enero.

La regla es similar a la que se implementó el mes pasado para los pasajeros provenientes del Reino Unido, que requiere que los pasajeros tengan una prueba negativa dentro de los tres días posteriores a abordar su vuelo.

back to top