Santa Fe: El Gobierno extendió por siete días la suspensión de actividades en Rosario, donde solo quedan 77 camas de terapia

El Gobierno de Santa Fe extendió por siete días la suspensión de actividades en Rosario, donde solo quedaban hoy 77 camas de terapia intensiva disponibles, y en otros cuatro departamentos del sur provincial ante el crecimiento de casos de coronavirus, informaron fuentes oficiales.

"La evolución de la pandemia muestra un crecimiento importante", dijo el gobernador de Santa Fe, Omar Perotti, durante una rueda de prensa en la que señaló que "es un momento en el que el Estado debe decir presente".

El intendente de Rosario, Pablo Javkin, sostuvo que "es el momento más difícil que nos haya tocado vivir en muchísimo tiempo". "No nos podemos permitir que alguien que necesite una cama no la tenga", dijo.

Perotti detalló la situación que atraviesa el sistema de salud en Rosario -que atiende también a las personas de los otros cuatro departamentos- y dijo que "quedan 77 camas de terapia intensiva y tenemos que cuidarlas".

El gobernador explicó que "la tasa de letalidad" del Covid-19 "es muy baja en los primeros años de vida, pero cuando se acerca a los 60 años empieza a empinarse y llega casi al 16 por ciento desde los 80 años".

Dijo que "la velocidad de contagio en la provincia es de 1,38 y en Rosario 1,25" cuando lo "deseable es debajo de 1", mientras que el tiempo de duplicación de casos es de 15 días a nivel provincial y de 12 en Rosario.

La positividad de las pruebas-que se duplicaron en el último mes- es del 50 por ciento a nivel provincial y del 55 por ciento en Rosario.

El nivel de ocupación de camas críticas "es del 71 por ciento en toda la provincia, 86 por ciento en el sector público de Rosario y 91 por ciento en los hospitales municipales", precisó Perotti, para añadir que las camas generales muestra una ocupación del 64 por ciento en la ciudad.

Tras ese diagnóstico, Perotti, dijo que extenderá siete días las restricciones para los cinco departamentos", aunque las medidas también regirán para las ciudades de Santa Fe y Santo Tomé.

Las actividades que serán suspendidas son shoppings y galerías peatonales de Rosario y de los departamentos Caseros, Constitución, San Lorenzo y General López, así como los comercios minoristas y mayoristas de rubros no esenciales con superficies superiores a los 100 metros cuadrados.

También seguirán suspendidas las actividades deportivas, la pesca, las universidades, sindicatos y colegios profesionales, personal doméstico y actividades religiosas de más de 10 personas, así como las obras que ocupen más de 5 trabajadores a la vez.

A diferencia de las últimas dos semanas, el Gobierno decidió permitir por los próximos siete días los servicios de peluquería, manicuría, cosmetología y podología.

También los comercios de cercanía podrán atender de manera presencial o mediante la modalidad "para llevar", hasta las 19.30

Los locales gastronómicos podrán funcionar bajo la modalidad delivery las 24 horas y "para llevar" hasta las 22.

También se podrán realizar caminatas recreativas hasta 500 metros del domicilio y con el límite horario de las 19.30, a excepción de los mayores de 60 años y personas que integren grupos de riesgo, informó el gobierno.

El intendente Javkin dijo que junto con la salud "también tenemos que defender el trabajo y las libertades" y agregó que "tenemos que hacerlo todo y hay que equilibrarlo".

"Pero no podemos negociar el derecho a la salud, y tenemos que entender que es un momento para cuidarnos", cerró.

back to top