Tucumán: El Banco Nacional de Datos Genéticos realizó las Jornadas por la Identidad y la Memoria

Con motivo de la celebración por el 35° aniversario del Banco Nacional de Datos Genéticos (BNDG), y en línea con el proyecto de federalización del organismo, se llevaron a cabo las Jornadas por la Identidad y la Memoria en la provincia de Tucumán.

Respecto al aniversario, el Ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación, Daniel Filmus, celebró la creación del organismo que "repara nuestra historia e identifica a quienes nacieron en cautiverio o fueron secuestrados junto a sus padres durante la dictadura cívico-militar argentina. Siendo senador tuve la oportunidad de votar la ley que enmarcó al BNDG bajo la jurisdicción del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación, y que sirvió para orientar su función al análisis y recolección de muestras genéticas para el esclarecimiento de delitos de lesa humanidad". En ese sentido, reconoció "el compromiso de la ciencia con los Derechos Humanos, aportando evidencia y verdad en el esclarecimiento de estos delitos. La labor del Banco es fundamental para nuestra democracia".

Las actividades, organizadas junto al Centro Científico Tecnológico CONICET NOA Sur, comenzaron el jueves en Famaillá, con una sesión de apertura en donde estuvieron presentes la Directora y el Subdirector administrativo del BNDG, Mariana Herrera Piñero y Carlos Galassi; el Director del CCT NOA Sur, Atilio Castagnaro; el Intendente de la ciudad, José Orellana; el Ministro de Educación de Tucumán, Juan Pablo Lichtmajer; y la Directora de Educación y Difusión de la Secretaría de DDHH, Emilia Martínez.

Mariana Herrera Piñero señaló: "Cuando miro a los jóvenes, veo a los bisnietos de las Abuelas; a esos chicos que, por propia herencia al momento de que se les sustituyó la identidad a sus padres, heredaron esa identidad fraguada. Son ellas y ellos quienes tienen que interpelar a la generación de sus padres para la búsqueda. Cuando hablamos de articulación, no solo hablamos del trabajo del BNDG o de la Unidad Especializada para Casos de Apropiación de Niños durante el Terrorismo de Estado, ni del Equipo Argentino de Antropología Forense, o de los científicos del CONICET, sino que también depende de que toda la sociedad se comprometa con la búsqueda. Porque el derecho a la identidad es liberador".

Y concluyó: "Quiero agradecer a la facultad que nos recibe para contar el trabajo que llevamos adelante desde el BNDG. Para nosotros es muy importante empezar las actividades de federalización en Tucumán por todo lo que sucedió en esta provincia durante el terrorismo de Estado".

Por su parte, la Presidenta del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET), Ana Franchi, quien participó de las actividades del viernes sostuvo: "En la Declaración de los Derechos del Hombre, se establece que la ciencia es un derecho humano, y que la producción de la ciencia tiene que beneficiar equitativamente a todos los ciudadanos y ciudadanas. No puede haber desarrollo sin un desarrollo científico, pero este debe ser equitativo y distribuido a toda la población. Debe contribuir al desarrollo económico, social y cultural, y debe funcionar con la protección del ambiente".

Además, agregó que, "en la búsqueda de los nietos y la nietas, la ciencia fue demandada y se logró obtener el 'índice de abuelidad'. Pero hoy, la genética forense permite investigar los desaparecidos en democracia, los niños robados, las víctimas de la trata. Esa genética forense que sale de una demanda de los organismos de Derechos Humanos y que la ciencia responde, sigue siendo un círculo virtuoso que nos permite seguir avanzando".

Paneles temáticos

El jueves comenzó con el panel denominado "Golpe de Estado del 76 y Centros Clandestinos (Operativo Independencia)" contó con la exposición del arqueólogo del CONICET/ LIGIAAT, Ezequiel del Bel, quien luego ofreció un recorrido guiado por la "La Escuelita de Famaillá" junto a su Directora, María Coronel.

Por la tarde se realizó la segunda mesa, "La genética forense como herramienta de restitución de la identidad biológica", a cargo de trabajadores del Banco Nacional de Datos Genéticos. El cierre del día consistió en un tercer panel denominado "Aportes de la antropología y arqueología forenses a la resolución de delitos de lesa humanidad", en donde participaron miembros del Colectivo de Arqueología Memoria e Identidad de Tucumán (CAMIT), del Laboratorio de Investigación del Grupo Interdisciplinario de Arqueología y Antropología Tucumán (LIGIAAT), y del Área de Antropología Forense del BNDG.

El evento se retomó el viernes con una mesa llamada "Políticas públicas y articulación" en donde expusieron Mariana Herrera Piñero, Atilio Castagnaro, Ana Franchi, la Presidenta del CONICET; y Pablo Gallo, Jefe de Despacho de la Unidad Especializada para Casos de Apropiación de Niños durante el Terrorismo de Estado (UFICANTE) del Ministerio Público Fiscal.

Cabe destacar que las Jornadas fueron posibles porque, en marzo de este año, el BNDG y el CONICET firmaron un acuerdo complementario de colaboración para desarrollar y coordinar acciones específicas que contribuyan al esclarecimiento de los delitos de lesa humanidad y a la formación de recursos humanos.

back to top